Últimos temas
» Este es el nuevo censo, no es un simulacro
Sáb Jul 16, 2016 1:28 am por Lu Han

» Registro de Grupos/Rangos
Jue Mayo 21, 2015 4:52 pm por Han Sang Hyuk

» Let me know {Priv. Taehyung}
Jue Abr 16, 2015 10:13 pm por Jeon Jung Kook

» Academia ShowON ♛ Élite
Mar Abr 07, 2015 12:00 am por Jeon Jung Kook

» Noticia de último minuto
Dom Abr 05, 2015 10:09 pm por Lu Han

» Never found a love like you - {Kim Joon Myun}
Sáb Abr 04, 2015 12:05 pm por Wu Yi Fan

» Desmaius (Afiliacion elite)
Jue Abr 02, 2015 4:15 pm por Invitado

» My brand of heroin {Normal||Apertura}
Jue Abr 02, 2015 3:35 pm por Invitado

» Sueños de Arianth {Afiliado normal}
Jue Abr 02, 2015 3:22 pm por Invitado

dust to dust
Últimos temas
I
II
III
IV
©
Bienvenido/a Invitado
Es exactamente lo que crees que es. Un foro sin trama alguna sobre idols coreanos con más dinero que cabeza. Únete a nuestra lucha malvada por conquistar el mundo.
Cosas que hacer:

—Leer las reglas
—Leer el f.a.q
—Rolear
Noticias
[07/03/15]: Primera Actividad
La primera actividad del foro ha sido iniciada. No sean malos y participen o me encargaré de descuartizarles a todos. Más información aquí
[27/02/15]: Gente Inactiva
El grupo de 'Inactivos' ha sido implementado de nuevo. Una lista completa de la gente inactiva y cómo recuperar tu color, por acá
—[12/02/15]: Limpieza de afiliados
—[04/01/15]: Los resultados de la encuesta
—[04/01/15]: Cambio de Skin
—[04/01/15]: El foro cumple medio año.
—[23/12/14]:Encuesta del Foro.
—[04/08/14]: Primer Artículo de la Gossip.
—[04/07/14]: Inauguración del Foro
—[25/06/14]: Creación del Foro
Gossip Girl
Perfil
Jeon Jung Guk
Perfil
Lu Han
Perfil
Song Min Ho
personaje destacado
from when and until where
Tema destacado
Créditos
Gracias a Blu por ayudarme y corregir los pequeños errores porque siempre termino arruinando todo de alguna manera, por sus codes, por algunas imágenes y por la mayoría de este skin, la verdad. Gracias a los fotógrafos de las imágenes, apropósito. Gracias a Carly por ser hermosa y ayudarme en este proyecto (y en muchos más la verdad). Gracias a Rose de Glintz por sus tutoriales en las templates. Gracias a Nell de Serenditipy por el tutorial de los botones.

En general, aconsejaría no copiar y ser original, pero porque no hay mucho de dónde plagiar, todos los foros de kpop tienen esta historia.

En fin, la edición de las fotos es nuestra, y del diseño de codes/html/css (o del usuario según corresponda) atrévete a plagiar alguna y te asesinaré mientras duermes ♡
nuestros afiliados
Hermanos Élites
Dot Boundary The 100 RPG http://i.imgur.com/siGWc29.jpg
Normales

I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

 :: seoul :: viviendas

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Kim Taehyung el Sáb Oct 25, 2014 1:59 am

Era mayor de edad, ¿verdad? Realmente no estaba mal que hubiese provado el alcohol, tampoco er anada del otro mundo, aquello no le convertía en un alcohólico ni muchísimo menos, además no fue su culpa, había sido arrastrado por el momento y la gente con la que había ido a quedar esa noche, amigos que hacía tiempo que no veía o al menos esas eran las excusas que le rondaban la cabeza en esos momentos mientras caminaba a casa y se quedaba un momento mirando el edificio en donde dormían todos los Bangtans, el mismo edifico de siempre, uno que se había convertido en su primera casa por raro o malo que sonase, despues de todo no veían demasiado a sus familias y mucho menos a sus amigos... Había sido un caso especial y aunque sabía que seguramente si alguien se enteraba de su estado se llevaría una buena charla de sus hyungs o peor aún de PDNim o del staff, la verdad es que no se arrepentía. Se podría decir que no había tenido ningún motivo en particular cuando fue a cenar con aquellos amigos y comenzaron a tomar licores y alcohol típido del país, y no lo había, no es como si hubiese bebido porque si vida fuese desagradable o porque tuviese un problema de adicción o algo por el estilo, pero si había habido un punto que le había empujado a probar aquello que decían de beber para olvidar problemas y tomarlos de forma más ligera. Desde hacía tiempo que le había estado dando vueltas al mismo asunto, se había sentido realmente confundido y frustrado... Estaba en la edad de enamorarse a pesar de que no tuviesen demasiada oportunidad de conocer gente íntimamente, recordaba que la última vez había sido en el colegio, hacía ya años atrás, pero si le hubiesen dicho en ese entonces que acabaría colado por un chico y no solo un chico cualquiera, si no el maknae de su propio grupo, seguramente habría adoptado su mejor cara de desconcierto y se habría reído. Pero tampoco era tan raro... ¿No? Vivían juntos, pasaban muchos buenos momentos ambos, eran prácticamente inseparables, lo compartían todo... Había sido inevitable teniendo en cuenta que para colmo Taehyung era una persona muy imprevisible y muy peculiar, no parecía dejarse llevar pro prejuicios.

Durante los meses se había convencido a si mismo de que eran solo tonterías, que a menudo se confundían sentimientos y cuando realmente tenías una relación estrecha con alguien de amistad, a veces se llega a confundir con algo más pero termina siendo solo una confusión o error, había tratado de simplemente no pensarlo y seguir como siempre, de solo aprovechar las veces que podía tener acercamientos con el menor como pequeños regalos que le satisfacian las ganas que tenía de tenerle cerca. Dios... Se sentía más alienígena que nunca, pero los últimos días... Es más, desde el aniversario del grupo es que había sentido todo aquello removerse en demasía, y se estresaba, se ponía ansioso al lado del menor e incluso hacía cualquiera tontería para poder acercarse, cualquier excusa era buena, pero cuando estaba lejos de él se ponía nervioso, hiperactivo, era una reacción extraña que antes de aquella noche quería catalogar en si. Dicen que cuando algo te da miedo o te está estresando, cuando comienzas a sentir ciertas cosas a veces no te das cuenta de ello o lo guardas en el subconsciente y alegas no saber lo que te pasa cuando en realidad lo sabes perfectamente, simplemente da miedo decirlo en voz alta, porque al hacerlo... Lo haces real. Eso le pasó aquella noche mientras bebía, gracias al desate que creaba el alcohol acabó diciendo en voz alta que era lo que sentía, se lo declaró a si mismo y en esos momentos ya no tenía escapatoria, era en el momento que o dejas salir con otra persona, con uno de sus amigos de confianza, que pasa a ser real y ya no puedes simplemente ignorarlo, por estúpido que parezca. Cuando no sabía exáctamente que es lo que le pasaba podía controlarlo, podía tomar las riendas de sus pensamientos, pero ahora lo sabía... Le gustaba JungKook y como más que un amigo, ahora ya estaba jodido y a partir de ahí la noche se había descontrolado.

No solo volvió unas calles antes de llegar solo y con una borrachera que no se la creía, ni siquiera pensaba en que le podría haber pasado algo o en que le podrían haber reconocido, solo pensaba en una cosa en esos momentos y no era capaz de dispersarla hasta el punto que antes de llegar se había topado con una tienda de tatuajes. Bien, si  con razón decían que el alcohol hace olvidar, él no quería olvidar lo que había asumido aquella noche o más bien se quería asegurar de que no lo hacía. No fue simple capricho la reacción de entrar a aquel lugar, realmete quiso hacerlo, el alcohol solo hizo que le diese igual la idea de ser manipulada su piel con aguja y tinta, pero si tenía que guardar ese secreto y mantener lo que sentía acallado entonces no quería olvidar que lo sentía o al menos quería guardar a aquella persona de alguna manera en su vida pasara lo que pasara. Realmente no lo pensó demasiado, solo llegó y habló con el tatuador que atendía y tras una hora aproximadamente discutiendo diseños y precios, entró en la habitación de tatuajes para solamente cerrar los ojos y hacer que ese punzante dolor seguido que le hacía querer llorar por el estado en el que estaba le recordase lo doloroso que sería perder a JungKook de su vida. Así había acabado, con una "K" tatuada en la cadera, un lugar en donde sabía que no se vería con facilidad, al menos había tenido la decencia de pensar en ello, aunque solo fuese para que sus compañeros no la viesen con facilidad y ya no tanto por lo que se pudiese ver en fotos, realmente no pensaba en nadie en esos momentos, pero quería que fuese algo íntimo. Nada más salir de aquel lugar se había preguntado a si mismo que narices le pasaba por la cabeza, pero en cierto modo se sentía feliz y aunque en realidad le doliese la piel bajo la cobertura de plástico que le habían puesto para la sangre y tinta extra, ni siquiera estaba pendiente del dolor, ni lo sentía.

Ahora llegaba la parte difícil, pues nada más entrar al bloque de pisos ya sentía que se le tambaleaba el cuerpo, debía de ir apoyándose por las paredes hasta epoder subir en el ascensor y una vez en la puerta de casa tomó aire y abrió tratando de ser lo más silencioso posible, usando ambas manos para evitar que la puerta sonase y dejando las llaves en un mueble al lado de la puerta con cuidado.- Estoy en casa...-Murmuró, apenas audible para no despertar a nadie, pero saludando por costumbre aunque fuese a la nada misma, entrando y cerrando la puerta tras de sí- Miró un poco aquel salón y lo primero que vio fue al menor en el sofá durmiendo... ¿Le había estado esperando? Negó con la cabeza, no creía que fuese eso, quizás solo hacía demasiado calor en la habitación, no tenía ni idea, pero igual no había podido evitarse quedarse prendado del rostro del menor durmiendo. Realmente era lindo... muy lindo... Más que las chicas que le habían llegado a gustar y era raro admitirlo, pero le gustaba cada aspecto de su rostro, incluso sonrió como tonto para si mismo en una risa ahogada entre dientes mientras caminaba dando ligeros tras pies.- Maknae bonito~...-Murmuró, más estar con la cabeza en otra y sobre todo la mirada no le hizo ver el cúmulo de zapatos que estaba a punto de arrasar y que le hicieron perder el equilibrio de golpe. Típico, llegas tratando de no hacer ruídos buscando ir al baño y lo primero que haces es tropezarte contra lo primero que esté a su paso y en el caso de Taehyung no solo eso si no que terminó por caerse contra una mesa del corredor que llevaba al baño, dándose tremendo golpe en el costado y codo haciendo estruendo.- Aaaaauuuuuuu, omaaaaa... -Ahogó el grito entre sus dientes mientras ahora se retorcía un poco en el suelo y se agarraba el estómago, sin darse cuenta de que tenía la piel de la cadera recién tatuada y haciéndose el doble de daño entonces para cerrar los ojos en un siseo.-¡Yaaaaaaah! ba-basta... a-aauu.... -No podía evitar sentir los ojos llorosos y patalear un poco por la rabia de llevarse golpe tras golpe, llevando después una mano a la mesa para que dejase de hacer ruído las cosas que se caían entre muecas claras de dolor.- ¡Shhhhh! ¡Shhh, shhh...! -Se llevó un dedo a los labios y se quedó paralizado tocando la mesa, pidiendo silencio a... un mueble y rezando por que la distancia entre el salón o habitación y el pasillo, que no era demasiada, no fuese suficiente como para despertar al menor.- ¿Quien puso esto aquí...? Jope...-Entonces se quedó derrotado en el suelo soltando sollozos tontos entre risas que amenazaban por salir a saber Dios porque, tomando aire y frotándose el costado con una mano mirando ahcia el baño.- Tengo pis...-Y entonces la idea de levantarse para ir al baño parecía la odisea más imposible del mundo, bufando y frotándose la cara con ambas manos.
Kim Taehyung
MALE IDOL

Mensajes : 103
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 21
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Jeon Jung Kook el Jue Oct 30, 2014 11:50 am

Aun no llegaba. No negaba que estaba terriblemente preocupado por Taehyung, les había dicho que saldría con unos amigos suyos aprovechando que estos estaban en Seoul. Suertudo, pensó, pues él no veía desde hacía bastante tiempo a sus viejas amistades que dejó en Busan. No estaba seguro de cómo había conseguido convencer al staff de que se escapase esa tarde para su pequeña salida, pero no podía evitar sentirse un poco disgustado, no entendía por qué se sentía así, solo sabía que eso era lo que sentía y punto. Se removió un poco incómodo, su cabeza estaba apoyada en el reposabrazos del sillón y su cuerpo lo más encogido posible para entrar en el sofá, pues no estaba solo. Al principio se habían reunido todos en el salón para ver una película, pero al final el sueño les venció a casi todos, que poco a poco fueron uno por uno a dormir. Sin embargo, ahí estaba él, tratando de resistir el no cerrar los ojos mientras Jin le hacía compañía e intentaba que se fuera a la cama de una vez, a lo que el maknae solo negaba con la cabeza, diciendo que le gustaba lo que echaban por la televisión, aunque no era cierto, ni tan siquiera hacía caso a la pantalla, su mente estaba divagando entre posibles escenarios por los que V podía estar pasando y que provocaban su retraso. ¿Y si unas sasaengs le habían emboscado y le estaban haciendo cosas feas? ¿Y si le habían secuestrado unos mafiosos porque era famoso y querían pedir un rescate? ¿Y si los aliens se lo habían llevado de vuelta? Y sí, y sí… ¿Pero en qué narices estaba pensando? Simplemente se le habría pasado la hora, disfrutando con sus amigos mientras él se aburría y medio dormía en aquel sofá. Así que, ¿por qué se preocupaba tanto?

Bien era cierto que quería mucho a su hyung. Eran muy cercanos, como los mejores amigos, casi hermanos. Siempre estaban juntos, haciendo cualquier clase de tontería. Más el mayor que él, pues el otro era demasiado espontáneo e impredecible. Siempre le estaba tocando de alguna forma, le tocaba el pelo en plena actuación, se saltaba todas las indicaciones del staff para ponerse junto a él, se sentaba a su lado en los fanmeetings y si no, aprovechaba cualquier excusa o momento en que él hubiera un asiento libre para sentarse juntos. Si, definitivamente eran los mejores amigos. Aunque a veces sus momentos pudieran pasar por algo más. No iba a negar que a veces se sintiera algo extraño por las atenciones ajenas. Taehyung había llegado al punto de saltarse coreografías solo por mostrarse cariñoso con él, abrazándole en medio de su solo en mitad del escenario. Sí, se lo escapó una sonrisa boba de pensarlo, ese gesto fue adorable, y no pudo evitar corresponderlo de alguna forma, a punto de soltar una risilla nerviosa poniendo su mano sobre la ajena. Le gustaban los mimos, sí, pero todo tenía su límite y a veces parecía que el mismo se sobrepasaba. No fue una vez, fueron dos en las que llegó a sentir los labios ajenos sobre su piel. Primero un beso en la oreja, durante el programa del aniversario, al quedarse trabado en la pregunta sobre quien era su hyung favorito, respondiendo el otro por él con ese gesto. Y también estaba ese pequeño beso en la nuca que le había dado durante su acampada y que le había hecho estremecerse, pues era raro, aunque él había hecho algo parecido con la mano del mayor, no era lo mismo. Al menos, no para JungKook, pero no era del tipo de persona que se comería la cabeza por todas esas cosas en una situación normal. Pero de alguna forma, estaba en una especie de estado meditativo mientras luchaba por el sueño que intentaba ganarle, tratando de mantener la mente ocupada y permanecer despierto hasta que llegase el dueño de sus pensamientos, por decirlo de alguna forma. Mala suerte, pues al final perdió la partida y se dejó arrastrar suavemente por los brazos de Morfeo.

Pegó un pequeño bote en su sitio, aun tumbado y bastante confundido. Podía escuchar cosas caer y pequeños gritos de una voz profunda que reconocería en cualquier parte. Pero todo estaba oscuro, la televisión se encontraba apagada y eso le hizo darse cuenta de que se había quedado dormido. Su cabeza estaba apoyada sobre una almohada y su cuerpo tapado por una manta ligera para que no se quedase frío. —Jin-hyung, la omma siempre atenta~. —Se incorporó despacio, su cuerpo estuvo encogido por demasiado tiempo y tuvo que estirarse antes de poder moverse por la oscura habitación, tanteando en busca del interruptor de la luz. Una vez iluminada la instancia, la inspeccionó con la mirada, en busca de su ruidoso hyung. Y decía que era ruidoso porque hacía falta un terremoto para poder despertarlo. —Kim Taehyung, el terremoto de Daegu. No sé cómo no ha despertado a los demás. —Masculló, chasqueando la lengua. Se dirigió a lo que parecía ser la fuente del ruido, en dirección al baño. Tenía sentido, si estuviera en la situación del mayor, seguramente sería el primer lugar al que iría. ¿Le habría visto durmiendo en el sofá también? Quizá, pero todo estaba oscuro cuando despertó, así que quizá ni se había dado cuenta de su presencia. Finalmente lo encontró, tirado al suelo al lado de la mesa, con un montón de objetos desperdigados a su alrededor. Alzó ambas cejas, aquello parecía el lugar de un accidente, probablemente un choque. Dio un par de pasos hacia el otro, pero trastabilló con algo y tuvo que hacer equilibrios para no caerse. Pateó molesto los zapatos con los que se había tropezado e hizo nota mental de mandar a alguien a ordenarlos. —Este grupo no tiene remedio. —Se quejó, como si él no tuviera parte de la culpa también, pues había zapatos suyos también.

Tras esquivar objetos varios, se agachó, poniéndose de rodillas y miro al alien del grupo con curiosidad. —¿Estás bien, TaeTae? ¿Te has hecho daño? —Murmuró en voz baja para no molestar al resto, pero lo suficientemente alta como para que su hyung lo oyese. Si es que estaba despierto, cosa que no podía asegurar pues tenía la cara tapada. —Oye, voy a levantarte y a llevarte al baño para ver si te has hecho algo. —Al tratar de levantar al mayor pudo escuchar una queja, por lo que supuso que le dolía algo. Además, había algo que le desagradaba en demasía, el olor ajeno. Rodeó su cuerpo con un brazo para llevarle al cuarto de baño y dirigió su nariz hacia su cuello, olisqueando, arrugando luego la nariz. —¿Has estado bebiendo alcohol? Si el staff se entera, te matarán, ¿lo sabes? —Le recriminó, bastante molesto. No esperaba que Taehyung fuera el tipo de persona que llegase borracho a casa, aunque era joven y a veces uno se descontrola, quizá esa era la causa del estado del otro. Pero ya le echaría la bronca más tarde, primero debía de comprobar que no tenía heridas de ninguna clase. Le sentó en el inodoro, previamente con la tapa bajada totalmente y se giró en busca del botiquín que siempre tenían para alguna emergencia. —Se un buen hyung y deja que tu dongsaeng te mire. Te he oído quejarte desde el salón, así que no me digas que estas bien porque sé que no es verdad. —Inquirió mirándole con toda la seriedad del mundo y dejando el botiquín a un lado, se agachó un poco de nuevo para estar más cómodo y le levantó la camiseta para inspeccionar los daños. La zona del abdomen parecía algo enrojecida, seguramente por el golpe que suponía que se había llevado el otro, pero poca cosa más, y eso se podía arreglar con una pomada. Pero entonces, algo pequeño y extraño llamó su atención. Sobre la piel se podía ver la esquina de un film de plástico. —¿Qué es eso? —Señaló a lo que acababa de ver, mirando a su hyung con curiosidad típica de niño.
Jeon Jung Kook
SWAG ADMIN

Mensajes : 224
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 19
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Kim Taehyung el Vie Oct 31, 2014 11:09 am

En esos momentos, tirado en el suelo como estaba y ahogando quejidos leves, se encontraba en ese punto intermedio entre desmayarse y reír se de todo lo que estaba pasando, al final quedando en un limbo entre ambas tomando aire profundo y haciendo una mueca pues debido al golpe le daba cierta punzada en la zona de las costillas el hacer aquello. De golpe se había olvidado de esa preocupación por no despertar al menor o a algún otro miembro de BTS y ni siquiera se acordaba de cuanto había bebido, al parecer tratándose de una de esas personas que cuando bebe pierde la capacidad de razonar y de pensar en lo que hace o dice pasados los segundos y que olvida con facilidad que es lo que acaba de acontecer o a que le llevan sus actos... Olvidándolo todo menos una cosa, el tema en sí que al final le había hecho soltarse en cuanto a beber y ser sincero consigo mismo o más bien una persona que no podía dejar de rondarle la cabeza aunque fuese de forma dispersa de vez en cuando y aunque incluso en ocasiones ni se diese cuenta de que estaba pensando en él. Ni siquiera se dio cuenta cuando fue que el menor se levantó y por un momento parecía como si Taehyung se hubiese matado con aquella caida porque se quedó con ambos brazos sobre el rostro y, seguramente por pereza, ni se movía prácticamente a parte de los movimientos de su pecho en una respiración que delataba que no había sido aquello suficiente como para matarse. Sin embaro si se removió un poco al sentir el traspie del menor y al escuchar como golpeaba las zapatillas, aunque estaba tapándose la vista a si mismo como para ver que era exáctamente, por lo que, mejor prevenir que curar. - ¡A-ani! Yo no he sido... -Seguramente en el estado en el que estaba se creyó que decir aquello bastaba como para no delatarse como culpable del desmadre, algo absurdo, porque estaba totalmente claro quien era el responsable.

Solo soltaba unos cuantos gruñidos desde que el menor comenzó a hablarle, como si no fuese consciente todavía de que se trataba de JungKook, torciendo los labios de vez en cuando y solo sintiendo a todo lo que le preguntase el menor, pero por mera inercia, pues segurdamente si le hubiesen preguntado si era el responsable de las guerras entre corea dle norte y sur también habría asentido sin pensarlo ningún momento, realmnte estaba algo ido, por quedarse quieto más que nada, pues en el momento que había estado caminando a casa y le había dado un poco el aire no había parecido tan duro reaccionar, quizás era porque su cuerpo ya se estaba relajando de más, al borde ya de caer en "coma" por la borrachera, o sea, caer como vil muerto en los brazo de morfeo. Por suerte, pareció ya reaccionar al momento que el moreno le tomó para levantarle, principalmente abriendo los ojos con incluso molestia y costándole la vida enfocar por lo que hizo una cara rara al verse destapado de sus brazos, parpadeando despacio un par de veces, la típica cara de besugo que se te pone cuando te despierta la luz del día, ni siquiera hizo demasiado empeño en levantarse, pero por suerte lo hizo JungKook por el pues no era sano quedarse allí dormido y sin duda no sería una bonita imágen que dar a sus hyungs nada más despertar, sin embargo sí se quejo, si le dolió el movimiento en parte por el golpe en el costado y en parte por el roce del borde del pantalón en la zona aún sensible y tatuada.- Uhmm... Kookie...- Musitó, mirándole de reojo mientras el otro le hablaba, ya dándose cuenta de que era lo que más o menos estaba pasando en aquella escena, apoyándose un poco en él para conseguir aguantarse y quizás le hubiese gustado poder decirle que no había falta, que estaba bien, que podía el solo por no causarle molestias, pero el mareo y el empane mental no le dejaron soltar las palabras que tenía en la cabeza. Ante la pregunto de golpe pareció como si su actitud diese un giró y de golpe rió sintiendo cosquillas por el olfateo ajeno, riendose como idiota para después negar y luego asentir, como si no estuviese seguro de que decir aunque finalmente, estaba demasiado ido como para inventarse excusas.- Me he bebido... Hasta el agua de los floreros... -Le dijo al oído como si fuese un secreto, bufando después en una nueva risa y frunciendo el ceño alzando un brazo, acto que casi le cuesta irse al suelo de nuevo.- ¡Me da igual! Estoy en mi casa y en mi casa... hago lo que Yo quiero... ¡Eso dice Miley Cyrus!

Ni siquiera estaba seguro de estar pronunciando bien, a pesar de ser de origen coreandoi el idioma era bastante complicado como para encima hablarlo con trabadas de lengua y con una voz de borrachera por excelencia, ahogando el aire un segundo por un hipo que le dio repentino, solo uno, por no controlar bien siquiera la respiración al hablar. Una vez en el baño se dejó reposar, medio tirado en el inodoro, sentado y tambaleando la cabeza un poco para poder alargar los brazos al lavabo que había al lado y así poder apoyar la frente en uno de los mismos, mirando al suelo, algo que ayudaba a que el piso dejase de moverse de una vez por todas, asintiendo sin poner queja ni negación a los cuidado del menor, le daba pereza realmente, así que solo encogió el vientre cuando le levantó la camiseta y poder dejar que mirase. En un principio solo gruño ante la pregunta, removiéndose un poco para arrimarse al menor y poder rodearle por el cuello con los brazos, de golpe con una sensación de culpa que le corroía por dentro de la forma más aleatoria, medio abrazándole, más bien apoyándose en él.- Kookie perdona.... Perdona, perdona.... no quería despertarte, no te enfades, lo siento lo siento... Hyung es malo, pero no vi las zapatillas, Anii... Lo siento mucho... -Tras eso si parecía como si se viese en paz para poder contestar, alejándose para estirar los brazos y luego mirase un poco a si mismo, apoyándose en el lavabo para poder levantarse despacio y apoyar la espalda en la pared, levantándose la camiseta y mostrando el plástico que parecía ocultar una K tatuada en negro.- Es... Un tatuaje... -Se rió nasla entonces sonriendo ladino y negando con la cabeza mientras abría el grifo.- Jeh... Me he tatuado... pffff.... -Casi ni se aguantaba la risa mientras metia prácticamente la cabeza y la cara bajo el agua para poder despejarse un poco y sin duda ayudó, pasándose la mano después por el rostro quitando el agua restante de la zona y del cabello, suspirando y volviendo a apoyarse en la pared. Rozó con sus dedos los exteriores de la zona tatuada, torciendo los labios y sonriendo un poco, recordando de nuevo cual era el motivo del tatuaje, bah, que no es que lo hubiese olvidado, pero de nuevo volvió a sentir aquello que siempre sentía cuando se ponía a pensar de ciertas formas en JungKook.- Me lo hice por alguien muy importante para mi y un buen amigo... Aunque prefiera irse con las noooonaaas por ahí antes que invitarme a mi, da igual... -¿Celos? Podía ser... De todas formas era bastante obvio de quien hablaba, solo un imbécil no se daría cuenta con lo que acababa de decir y tratándose de aquella letra en concreto. De nuevo sus palabras sonaban distorsionadas por la borrachera y se tambaleaba un poco en su sitio, pero volvió a reír, realmente no pensó en como pudiese reaccionar el contrario, seguramente se iba a enfadar o le iba a acusar de ser un idiota imprudente y de haber hecho una tontería de campeonato, pero le daba igual, le gustaba tener aquello en la piel.- ¡ES COOL! ¡Nadie más tiene uno! ¡Soy el primer bangtan tatuado... Okmehemareado...-Y se sentó de nuevo sin hacer pausa a aquello último por la euforia repentina, cerrando los ojos con fuerza un momento tratando de recomponerse.
Kim Taehyung
MALE IDOL

Mensajes : 103
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 21
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Jeon Jung Kook el Dom Nov 09, 2014 1:16 am

La situación se le hacía rara y un tanto bizarra. No es que las cosas fueran muy normales cuando estaba con Taehyung pero esto superaba todas las anteriores con diferencia. Si unos días antes alguien le había dicho que se encontraría a su adorado hyung borracho peleándose con un mueble se habría reído porque, dios, que buen chiste sería eso. Pero ahora tenía que lidiar con ello y no era una situación fácil. Principalmente porque no tenía ni idea de cómo podía hacer que se despejase un poco toda la tontería que el mayor llevaba, aunque había oído lo del café con sal, eso sonaba asqueroso para su gusto. Así que la situación era confuso y un tanto subrealista para su gusto. Quizá no debería haberse quedado a esperarle, de haber sabido que vendría así, se habría quedado bien a gusto en su cama, enredado con sus cálidas sabanas y no teniendo que lidiar con un borracho que ni sabía que decía. Pero eso habría supuesto que pillasen al alien medio borracho, porque dudaba que hubiera podido llegar al baño sin su ayuda, así que acababa de salvarle de una bronca de mucho cuidado. Parecía que alguien le debía un favor, pensó con una pequeña sonrisita. Ya se lo cobraría cuando el otro estuviera más consciente. Aunque existía la posibilidad de que no se acordase de nada y lo negase todo. Pero estaba seguro de que al menos recordaría que había estado bebido por la que suponía debía ser una buena resaca que tendría al despertar. Oh, eso fijo que le hacía recordar cómo había estado esa noche.

—Intentaba procesar la información, lo que quería decir con eso. La única conclusión es que estaba demasiado borracho como para poder decir nada coherente. Eso sería un problema, porque si tratar con él ya solía ser de por sí difícil, ahora que estaba tan bebido le soltaría cualquier tontería y burrada que se le pasase por la cabeza. —Un florero es lo que te voy a estampar yo en la cabeza. —Gruñó, no es que estuviera precisamente de buen humor. En estado normal trataría de ser agradable y comprensible con él, pero si el mayor estaba borracho de bebida, el maknae lo estaba de sueño. Parpadeó confundido ante la última afirmación, así que Miley Cirus, ¿eh? Pues le pensaba devolver el chiste o a intentarlo al menos. —Vaya, ¿por qué no te vas a lamer martillos entonces? —Aunque tal y como estaba, lo veía perfectamente capaz de hacer aquello, y si bien sería algo raro de ver, se aseguraría de grabarlo antes para tener al menos un buen recuerdo de aquella noche. Además, le era difícil aguantarse las ganas de reírse cada vez que le escuchaba hablar. Así que en ese estado tendía a hablar satoori y bastante atropellado, tenía que repasar sus palabras muy bien pues le costaba algo entenderle. Le costó un poco llevarle al baño, pero tenía la esperanza de que se quedase más bien manso y se dejase cuidar, pues realmente tenía que estar en su mejor condición cuando los demás despertaban. Le dolería ver como el 4D de su hyung se llevaba una bronca por un estúpido desliz. Porque eso era, simplemente se había dejado llevar un día y no se volvería a repetir.

Antes de que pudiera ser consciente de ello, se encontró con unos brazos rodeándolo. Algunas cosas no cambiaban, supuso, y es que al mayor le encantaba hacer esas cosas, como abrazarlo o toquetearle el pelo hasta en las actuaciones. Le divertía en la mayoría de las ocasiones, peo esa vez se sentía diferente. Quizá por la posición, frente a frente, pues que le pasase los brazos por los hombres era lo corriente, o que lo abrazase de costado. Pero no así, además estaban bastante cerca… ¿Pero en qué estaba pensando? Negó repetidamente al oir aquellas disculpas, no  le echaba la culpa. Cualquier podría haberse tropezado, estaba oscuro y las zapatillas colocadas a traición tirarían a cualquiera. —Está bien, no te preocupes, hasta yo me tropezaría con algo así. —Río por lo bajo, de alguna forma la escena que se imaginó le había dado mucho risa. Alzó una de sus manos para revolverle el pelo, el cual estaba de un color demasiado curioso, sabía que para el video de War of Hormones se lo habían teñido de lavanda, pero por alguna razón, se lo habían aclarado hasta un rubio platino casi gris, pero solo por la parte de arriba, quedándose parte del color anterior también. Era extraño, pero le quedaba bien, como casi todo. Porque sí, Taehyung, al contrario que él, era de esas personas a las que los estilistas le podían teñir hasta de verde radiactivo que se seguiría viendo bien. Tenía que admitirlo, aunque nunca lo haría en voz alta, pero si todo le quedaba bien era porque simplemente era un chico guapo y punto. Sabía de su pasado ulzzang, nadie lo era porque si, había que tener un algo para poder serlo. Y al mayor se le notaba, siempre parecía un modelo aunque ni tan siquiera estuviera posando y un poco de envidia sí que le daba por ello. Le gustaría tener ese porte que el otro siempre parecía tener como si le fuera totalmente natural. Pero quizá se debía a que era joven, tal vez cuando creciera se parecería más a él.

Su búsqueda de daños resultó un poco infructuosa. Era solo un golpe, nada que pareciera realmente serio, quizá tendría dolores si se tocaba mucho esa zona, pero con un poco de suerte, ni tan siquiera le saldría un mísero moratón. Aunque había algo más, los alaridos que le habían despertado tenían otra causa añadida, y estaba seguro que tenía algo que ver con esa cosa tapada que le había llamado la atención hacia unos instantes. Suspiró y se apartó un poco, dejándole que fuera un rato a su bola pero vigilándolo bien de cerca, no se fiaba de su sentido del equilibrio, ahora totalmente alterado. Así que se sintió algo aliviado cuando vio que se acordaba de apoyarse en la pared. Le siguió observando con curiosidad cuando se levantó la camiseta y se quedó en shock. ¿Un tatuaje? ¿En serio? ¿Estaba loco? —¿Qué? ¿Estás loco? ¿Cuándo….? —Cayó, la respuesta parecía obvia. Si tenía un plástico, es que era reciente. De verdad su vida parecía una película barata en ese momento, donde el protagonista, Vei en este caso, se tatuaba borracho. Y una letra además, una K, que podía significar cualquier cosa. Podría venir de su apellido, era Kim y empezaba por dicha letra. Pero, ¿y si era la inicial de una chica? ¿A TaeTae le gustaba alguien? No sabía porque, pero ese pensamiento le hacía sentir molesto. Porque si fuera así, él lo sabría, el mayor se lo habría contado, ¿no? Iba a exigir una explicación. —¿Eeeeeeeeeeeeh? —Vale, aquello le había pillado con la guardia baja. ¿Noonas? ¿Alguien qué se fue con unas noonas? —¿Estás hablando de mí? —Arrugó la nariz, un tanto molesto. Si bien era cierto que habló por semanas enteras del incidente en el parque de atracciones donde se "encontró" con dos de las chicas de Girl's Days, no era motivo para que se lo espetase así, de esa forma. —Suenas como una novia celosa.
Jeon Jung Kook
SWAG ADMIN

Mensajes : 224
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 19
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Kim Taehyung el Miér Nov 12, 2014 8:36 pm

Entendía que el menor pudiese estar mosqueado, no siempre aparecía un hyung borracho de la nada, más cuando nunca había dado indicio de consumir ese tipo de bebidas y más cuando te despierta en mitad de la noche de una manera brusca y obligándote a tener que mediar con la situación por más que Taehyung no quisiera tampoco molestar a pesar de que sí le necesitase en esos momentos, pero siendo sinceros… Apenas era consciente de las amenazas del menor y de su enfado, estaba en otra, desde el momento que habían llegado al baño y se habían centrado en una conversación alrededor de ese tatuaje empezaban a salir a flote en su cabeza los mismos pensamientos que habían nacido en él para llevar a cabo aquella estupidez. De nuevo se había medio quedado mirando al menor en ideas y pensamientos que en si se hacían un lio en su cabeza debido a su estado, aunque por otro lado y seguramente de estar sobrio habría dejado de lado el tema, pero se había quedado con aquel abrazo de hace un momento, en verdad se quedaba con cada momento de roce que tenía con JungKook, sin poder evitarlo realmente, incluso antes de saber que le gustaba de una forma algo más complicada y peligrosa. En fin, le daba vueltas todo y no solamente por la bebida, en esos momentos la ebriedad no le daba sentir realmente frío o calor, tampoco lo agitado que estaba su pecho y comenzó a estar en cuanto el menor se dio por aludido con aquello acerca del tatuaje, mordiéndose el labio un momento en un resoplido para acomodarse mejor en la pared y no perder las fuerzas de una, pues se sentía como niño de colegio a punto de declararse a la chica que le gustaba, esos nervios estúpidos que te entran y cabe decir que el caso de ambos era todavía más complicado y seguramente la mayor cagada de su vida.- No, no estoy loco… - O quizás sí, ¿quien se engancha con un compañero de su grupo de 17 años? Al parecer había sido más obvio de lo que habría querido con aquella historia sobre las noonas y el tatuaje y demás, a pesar de que realmente no había sido demasiado sutil.

Finalmente incluso frunció el ceño por la última acusación, rodando los ojos y suspirando en cierta frustración, desviando un momento la mirada y en esos momentos si sentía que ya no podía escapar de aquello o si podía no le daba la cabeza para ello, sentía que tenía que ser sincero y soltarlo sin más incluso sin tener en cuenta que fuese a sacar algo con ello, sabiendo que seguramente no sería correspondido, eso en el fondo lo tenía asumido, solo quería sacárselo porque si no iba a volverse más loco de lo normal y al menos si lo decía en voz alta frente al menor se haría lo suficiente real como para poder tomar una medida y hacer algo al respecto, no era tan crío, podría arreglárselas de algún modo o al menos así lo creía en su estado.- ¿Y qué si lo estoy? -De golpe se sentía serio, aunque tuviese la vista algo estúpida en esos momentos y tuviese que frotarse los ojos de vez en cuando para enfocar. Bien, lo sentía de nuevo, esa necesidad de hacer lo que le pedía la mente y el cuerpo, esa necesidad de soltar lo que tenía dentro, pero a pesar de que fuese a mandarse seguramente una cagada, que no fuese el momento más idoneo, el más sensato, romántico y sin duda sin estar en el mejor estado, no quería añadirle el hecho de decirle lo que le tenía que decir al menos en un maldito baño, le incitaba a vomitar todo lo que tenía dentro y eso sin duda no era menester en esos instantes.- Ven… Tengo que… Tenemos que… Ven. -Ni bien dijo nada coherente le tomó de la mano al menor para poder tomar fuerzas y salir del baño de una, a paso bastante torpe, incluso al salir al pasillo se golpeó en la pierna con el mueble que había quedado medio tirado, dando algunos saltos entre quejidos pero sin soltar la mano ajena, es más, parecía como si la apretara de más, seguramente a causa de los nervios, guiando al menor hasta el salir para hacer que este se sentase en el sofá de la sala y que Taehyung pudiese quedar frente a él de pie, como si estuviese a punto de dar un discurso y se juzgado hardmente por el mismo ante un gran público. Desde luego los nervios que tendría en una situación así, los tenía y las nauseas también, todo sea dicho.

Hizo un gesto con las manos de “no te muevas” al menor y entonces tomó aire para poder juntar las mismas manos entre si jugando un poco con sus dedos de forma nerviosa.- Vale, quiero que sepas que yo n-no tenía planeado esto ¿Ok? Ok… ¡Ni siquiera sé cómo ha pasado, ni cuándo, ni dónde! ¡Y no te lo diría si no fuera porque me voy a volver TARUMBA TOTAL si no te lo digo! ¿Ok? ok… Ok, vale… -Tomó aire de nuevo y miró a su alrededor para ver un par de tazas en la mesilla del salón, tomando las mismas entonces y mostrándoselas al menor.- Su… Supongamos que te gusta mucho mucho mucho el café, ¿vale? Pero supongamos que te gusta también la leche… Aunque creo que te gusta la leches y no creo que deberías tomar café a tu edad, ¿sabes lo nervioso que pone esta cosa? A mi ni me gusta demasiado solo, en verdad…-Se dio cuenta entonces de que se estaba desviando totalmente del tema, estúpidamente nervioso como para darse cuenta de lo que realmente decía, negando con la cabeza frunciendo el ceño y volviendo al tema en sí o acabaría hablando de como hacían el café en Mexico y a que temperatura se preparaba en una cafetera eléctrica y no era algo que estuviese demasiado relacionado con el tema.- ¡Da igual! El punto es que… Cuando te gusta mucho el café y también la leche… Sabe el doble de bien cuando los juntas…-Dijo juntando ambas tazas mirando al menor con obviedad, como si lo que estuviese diciendo en esos momentos fuese claro y totalmente fácil de entender, apretando los labios. La verdad no mentía, se lo pasaba bien con todos y el menor también, pero, al menos para Taehyung, era el doble de mejor todo cuando eran ellos dos quienes se juntaban… A pesar de no tener muy claro si el menor estaba entendiendo lo que decía.

Y ahí sí sintió que se mareaba, dejando las tazas en la mesa de nuevo para frotarse la cara e ir hacia el sofá, apoyando una mano para sentarse al lado del menor por mera necesidad la verdad, lo que menos quería era que el contrario se sintiera incómodo, aunque estaba seguro de que lo era para ambos en esos momentos y entonces tras tomar aire profundo y controlar la borrachera que llevaba se giró un poco hacía él.- Yo soy el café y tú la leche… -Dijo señalando a ambos.- O al revés, como prefieras… Lo digo porque tu eres más claro de piel y… ¡Dios no se que mierdas digo! -Era como un maldito monólogo en esos momentos y se estaba frustrando, sonrojando y poniendo de los nervios el solo hasta el punto de apoyar los codos en sus rodillas para frotarse el pelo con las manos y luego ocultarse el rostro con total confusión sobre lo que estaba haciendo, ya empezaba a arrepentirse, no de lo que sentía si no de como no era capaz de decir las cosas con un mínimo de sentido.
Kim Taehyung
MALE IDOL

Mensajes : 103
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 21
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Jeon Jung Kook el Mar Nov 25, 2014 12:16 am

Vale, ese comentario no había sido lo más acertado del mundo. ¿Por qué le había acusado de ser una novia celosa? Empezando por el hecho de que era un hombre, no una mujer, tampoco es que fuera su novio. Oh, no, no. Esas cosas estaban mal, ambos eran del mismo sexo y sabía lo mal aceptado que eso era en la sociedad coreana… Espera un momento, ¿estaba pensando en qué él y su hyung pudieran ser pareja? Tanto fanservice le había afectado ya a la cabeza. Porque aquello no era posible, ¿verdad? Que cosas piensas, JungGuk, se dijo a sí mismo. Sin duda era una de las cosas más curiosas que se había imaginado en su vida. Taehyung  y Jungkook, juntos, como novios. Notó sus mejillas más calientes de lo debido. Se avergonzaba de sus propios pensamientos, pero que hacía pensado aquellas cosas. Ni tan siquiera se gustaban ambos, al menos, hasta donde él sabía, quería mucho a su hyung y lo admiraba y bueno, siempre estaban juntos, se mimaban y abrazaban casi todo el rato, siempre y cuando el mayor no estuviera pegado a Jimin. Quitando al mayor de la maknae line del asunto, siempre estaban los dos interactuando, les gustaba a ambos, pero solo era eso. Solo eran amigos, ni a él le gustaba Taehyung ni el otro gustaba de él. O eso creía, porque había cosas del borracho que tenía enfrente que empezaban a confundirle, demasiado. —Lo siento, no quería decir eso. —Se rascó la nuca, incómodo, mientras se mordía el labio inferior. —Pero no entiendo por qué estás tan molesto por el asunto, solo fue una casualidad. —Y era cierto, fue su culpa el querer ser un niño independiente y al final tener que ser salvado de una manada de sasaengs locas. Había sido una pura coincidencia que justo sus noonas salvadoras fueran dos chicas de Girl’s Day, grupo del que se declaraba fanboy perdido. No se sabía sus  bailes porque sí. Aunque le gustase bailar diferentes canciones de girlgroups, en el caso de ellas, era realmente un gran fan. Así que el encontrárselas y pasar el día con ellas le hizo muy feliz, aunque fuera casi cruel el que se olvidase de su propio grupo por el resto del día.

El mayor era una persona alocada y demasiado espontanea ya en estado normal, ahora que estaba ebrio resultaba totalmente impredecible. Al parecer debía cuidar muy bien sus palabras pues cualquier cosa que dijese podría ser malinterpretada y lo último que deseaba era tener una pelea con él, lo adoraba demasiado.  Por eso se había disculpado, pero al final no pudo evitar obtener una mala reacción de su parte, aunque pensándolo bien, se lo merecía un poco. Lo que le descolocó completamente fue su comentario, abriendo sus ojos completamente, como un pobre animalillo deslumbrado por los faros de un coche. —¿De verdad estás celoso? Si tanto te molesta, no volveré a mencionar el asunto. —Arrugó la nariz, el mayor se quejaba de que había pasado un día, UN SOLO DÍA, con unas noonas. ¿Cómo debería sentirse él ahora que pasaba todo el día pegado a Jimin? Entendía que fuera un chico cariñoso, siempre estaba abrazándolos a todos, en verdad era el rey del fanservice del grupo, pero últimamente parecía que Jimin era su víctima favorita y por alguna razón eso le molestaba bastante. Y dudaba que tuviera que ver con el más bajo. —Aunque yo también tendría derecho a quejarme de otras cosas, pero no lo hago. —Le espetó, aunque dudaba que pudiera saber a qué se refería pues al estar en ese estado de borrachera, le costaría más captar las indirectas. O eso esperaba. A pesar de todo, no opuso nada de resistencia cuando el mayor le tomó de la mano y lo condujo fuera del baño. Quiso decir que se sabía el camino, pero lo dejo estar, siseando al ver como se llevaba un golpe contra la mesa, otro más. Se preguntó como nadie más estaba despierto, porque seguro que habían hecho ruido suficiente como para que los vecinos pudieran quejarse. —¿Estás bien? —Sí, estaba preocupado, incluso apoyó su mano contra la parte baja de la espalda ajena, queriendo así asegurarse de que el otro no se cayese y se llevase un nuevo golpe que añadir a la lista.

Finalmente llegaron hasta el salón y él se sentó en el sofá, tomando la manta que le tapaba cuando se despertó y se volvió a cubrir con la misma, haciéndose un ovillo allí sentado. No sabía muy bien que debía esperar, podía pasar cualquier cosa, pero iba a respetar lo que el mayor quisiera decirle ya que le hacía mal saber que era algo tan serio como para volverlo loco si no lo decía.  —¿Qué es lo que te tiene tan mal? —Mentiría si dijese que no tenía curiosidad, no dejaba de ser un pequeño niño por más que los estilistas le dieran una imagen demasiado madura para lo que él era en realidad. Así que le miró, con la cabeza ligeramente ladeada, en un gesto de inocencia pura. Escuchaba atento, pero todo aquello era raro y confuso. ¿Café con leche? ¿Eso era lo que tenía que decir? No le atraía demasiado el café, era amargo, pero la leche estaba buena, no le importaba verse como un niño si la tomaba, a él le gustaba y punto. —¿No te gusta el café? —No sabía muy bien que decir, estaba demasiado confundido, no entendía nada. —A mí tampoco me gusta demasiado, pero me mantiene despierto, dormimos muy poco. —Hizo un puchero, olvidándose de que se estaba desviando de tema totalmente. Arrugó la nariz, ¿por qué su hyung era tan complicado? Hizo nota mental de no volver a hacerle caso si se emborrachaba de nuevo. —Si, café con leche esta mejor. Caramel macchiato~~. —Sonrió dulcemente, hablar de aquella bebida le recordaba esa canción. Se pondría a cantar, pero no eran horas, aunque podía verse a sí mismo cantando la canción por la mañana. Vio como se le acercaba, realmente tenía mal aspecto, debía mandarlo a dormir enseguida, iba a terminar vomitando en mitad de la sala y eso no iba a ser nada agradable, y a él no le apetecía nada limpiarlo. Cuando se sentó a su lado, alzó un poco la manta, como invitándole a tumbarse un rato con él, quizá así se relajaba un poco. —¿Cómo que tú y yo somos café con leche? No te sigo hyung. —Ahora sí que no sabía que pensar. Quizá se refería al hecho de que estar juntos era mejor que estar separados. En eso tenía que darle la razón, realmente disfrutaba de su compañía como con ninguno de sus hyungs, pero toda aquella charla no arrojaba nada en claro para él. —TaeTae, ¿por qué no sigues mañana con lo que me quieras decir? —Le acomodó el flequillo, hablando tiernamente. —Ahora mismo debes estar muy cansado como para explicarte y yo lo estoy como para entenderte.
Jeon Jung Kook
SWAG ADMIN

Mensajes : 224
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 19
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Kim Taehyung el Mar Nov 25, 2014 1:20 am

No tenía de ninguna de las formas que se pudiese mirar la capacidad mental en esos momentos para poder explicar sus celos o para justificarlos, mucho menos para entender el comentario del menor o saber a que se refería pero... ¿Estaba celoso? ¿Tenía algo de que quejarse? Sin darse cuenta aquello en cierto modo le dio pie a lo que estaba por hacer o al menos a ese intento de confesión que estaba llevando a cabo, no es que le gustase que el menor se molestase o algo por el estilo pero no iba a mentir, la idea de que se viese posesivo o molesto ante el hecho de que pudiese estar más pendiente de otras personas se le hacía reconfortante, por extraño que sonase. ¿Hablaba de Jimin? ¿De JHope tal vez? Era cierto que le gustaba siempre divertirse con los miembros en general y realmente no estaba lúcido como para ponerse a explicar a aquello o tan siquiera llegar a esa conclusión concreta, pero de estarlo, seguramente le diría que no fuera idiota, que aunque jugase con Jimin o con algún otro miembro, aunque le gustase dar fanservice incluso a veces sin darse cuenta, no podría compararse con la idea de estar con el maknae haciendo el idiota, con él simplemente le salía más natural que nunca, con él podría quedarse dormido abrazándole sin necesidad de cámaras delante o sin jugar, solamente porque le apetecía y ya está, no necesitaba ningún otro motivo, era distinto, buscaba tener roces con él, ya fuese solo un roce de hombros, de manos, solo poder estar cerca suya y decir estupideces, lo que fuera… No sabía desde cuando se había vuelto tan obsesivo con el maknae, casi hasta se sentía Jimin, pero de una forma distinta, pues seguía sin poder decir lo que realmente sentía en voz alto sin que sonase a tontería o juego como hacía el último mencionado, porque lo que sentía, lo sentía en serio y le había bastado esa noche para terminar de darse cuenta.

En esos momentos tenía un cacao mental que no se tenía en pie ni se sostenía por ningún lado, era un caos, por alguna parte quería solamente besarle, probar esos labios que más de una vez se había sorprendido imaginando, imaginando como sería besarlos como otras veces había amagado en juego, pero sabía que no podía o que no debía, no era así como se hacían las cosas y hasta donde sabía, al contrario le gustaban las chicas y bueno, a Taehyung también, no mentiría, pero era él quien estaba con la inicial ajena tatuada en la piel y realmente buscando la forma de decirle que le gustaba y que le gustaba de una forma totalmente distinta a la que todos pensarían. Se quedaba escuchando al menor contestar a lo que decía y se frustraba más aún porque a pesar de que para él era claro lo que decía, al parecer no lo era para alguien cuerdo y recién levantado y no lograba dejar en claro qué era lo que quería decir, parecía tan fácil en un comienzo, estaba tan decidido a hacerlo y ahora solo se frotaba el pelo con frustración, ya había perdido todo el rumbo de la conversación y estaba más mareado que nunca a decir verdad.- Pues… qué… No sé, olvidalo, olvida… - No sabía si se lo decía al menor o más a si mismo, quizás lo de la idea del café no había sido tan bueno como le había parecido en un comienzo y además si por lo general decía muchas cosas sin pensar en lo que decía u ordenar sus palabras, ahora menos todavía lo estaba haciendo.

Suspiró, ya estaba en si empezando a resignarse y a darse por vencido con aquello sintiendo aquella manta… ¿Por qué tenía que ser tan tienro en un momento así? No podía pensar si se comportaba de aquella forma en esos momentos, no podía pensar en nada, todo lo que se le hubiese podido pasar por la cabeza para sobrellevar ese momento quedaba en la nada con un mínimo gesto que le hiciese sentir apreciado por el menor, cuidado en aquel instante en el que el mundo parecía dar vueltas. Sin embargo cuando escuchó sobre dejarlo estar, tras negar un momento, le miró con los ojos abiertos y aterrado con la idea de que aquel tema se fuese a quedar en la nada, pues seguramente seguiría sintiéndose atrapado por lo que sentía sin poder decirlo y acabaría de nuevo frustrándose, ahora tenía que terminar lo que había comenzado y por eso a pesar de sentir su rostro arder entre la vergüenza y la borrachera y sentir que le pesaba los ojos negó con la cabeza.- ¡No, no, no! ¡Tiene que ser ahora! ¡Ahora de now…! Ahora… Por favor…- Dijo de un momento a otro alterándose de la nada y sintiendo su corazón latir con extrema fuerza, más sintiendo aquella caricia en su cabello y relajándose por esa misma, mirándole a los ojos un momento idiotizado, sin decir nada aún cuando había exigido que le diese un poco más de tiempo, pero es que… Se veía tan bonito… No sabía si era por el alcohol, pero le veía especial bonito en esos momentos, y a la vez no podía dejar de sentir todo lo que le trasmitía el menor, seguramente para cualquiera podría ser catalogado como contacto visual incómodo, pero para Taehyung simplemente fue un momento en el que se quedó en otro mundo apretando los labios y tragando saliva mientras sentía que le temblaban las manos y se sentía hacerse cada vez más y más pequeño, al final siendo más lo que sentía en el pecho lo que hablase que su cabeza en si.- Lo que… Lo que quería decir es que… O sea… - Se mordió el labio un momento más, tomando aire profundo. - Cuando te miro me siento a gusto… y cuando te tengo cerca quiero tenerte más cerca todavía…

De nuevo sentía que se estaba yendo por las ramas, por las metáforas o las estupideces sin llegar a ser directo, negando con la cabeza y casi estaba seguro de que en esos momentos tendría el rostro más aterrado y a la vez más delirante del mundo sólo de mirarle. No supo en que momento sus manos se comenzaron a mover, lentas pero seguidas acariciando los brazos ajenos con el dorso de sus dedos hasta al final ir hacía el rostro del mejor y poder tomarle de ahí de forma suave, dejando una tímida e insegura caricia en sus mejillas con los pulgares, mirando un momento sus labios, acercándose y estaba seguro de que en esos momentos le besaría, creía que al final dejaría las palabras y solo lo demostraría con hechos, pero una vez que quedó cerca de los labios ajenos, casi sintiendo ambos alientos chocar… Bueno, supuso que simplemente le entró el miedo o no se atrevió, desviándose a dejar la frente apoyada en el hombro ajeno y llevando sus manos a las mantas para poder cubrirse mejor con las mismas cerca del cuerpo ajeno, como le gustaba estar siempre… Quizás había sido también producto del mareo, del cansancio… Ni siquiera se dio cuenta de que ya se le habían cerrado los ojos mientras dejaba su cuerpo apoyado en el contrario con pereza y frunciendo un poco el ceño pues el mareo realmente le tenía molesto. Pero no lo dejaría así, al menos ahora que sintió todo su cuerpo caer en sueño en poco tiempo y todos sus músculos relajarse tomó aire y exhaló levemente.- Me gustas, mucho… Me gustas… - Y si con aquello no quedaba claro, ni se daría cuenta y si con eso el menor no entendía de lo que había estado hablando entonces seguramente tendría que intentarlo de nuevo en otro momento, pero para ese momento no aguantó más, demasiado en poco tiempo, pero extrañamente después de tanto estres y miedo, nervios y demás, ahora se había quedado dormido con la mayor tranquilidad, realmente se había quitado un peso de encima pese a que seguramente todo se vería confuso al día siguiente, pero no pensaría en eso, solo se podía concentrar en el aroma del menor en esos momentos y la sensación de tenerle cerca.
Kim Taehyung
MALE IDOL

Mensajes : 103
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 21
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Jeon Jung Kook el Mar Dic 09, 2014 10:38 am

Había sonado como un maldito celoso en aquella afirmación, pero le daba un poco igual. Además, parecía que el mayor no había notado aquello, lo cual era una suerte para él pues no quería dar explicaciones de algo que ni él mismo era capaz de entender. O quizá si lo había hecho, pero al menos, al estar en ese estado, no debía divagar demasiado en ello. Resultaba extraño y difícil de entender para él, pero si, sentía algo que podría llamar celos cada vez que veía a su hyung abrazando a cualquier otro. Quizá porque se había habituado a que pasasen demasiado tiempo juntos, a estar todo el día pegados. Y si estaba con otros no estaba con él y eso, en cierta medida, le disgustaba. Pero no volvería a decir algo así, después de todo, tampoco tenía derecho a reclamarle nada. Era decisión de Taehyung y no suya con quien gastaba este el tiempo. Pero quizá una pequeña indirecta no vendría mal, así pasarían más tiempo juntos. Estar con él le agradaba, le reconfortaba si en algún momento no se sentía del todo bien y no era capaz de concebir el pasar demasiado tiempo separado de él, para Jungkook eso era inviable. Pero tampoco tenía derecho a reprocharle nada, sabía que el mayor era así, que le gustaba repartir su amor entre todos y aunque eso le gustase, no podía evitar querer, muy en el fondo de su ser, tener ese amor solo para él. Y de alguna forma ese pensamiento le asustaba un poco, pues no era normal ser tan posesivo, podría decir, con nadie. Quizá la embriaguez del otro se le estaba pegando y eso le hacía pensar cosas extrañas, que normalmente no se plantearía jamás y que ahora no paraban de rondar por su cabeza. Y le confundían un poco y al maknae no le gustaba sentirse así de confuso.

Quería entenderle, de verdad. Y hacía su mejor esfuerzo por lograrlo, pero no sabía si el hecho de que Taehyung estuviera tan borracho hacía que no se explicase bien o puede que el mismo fuera el problema, que no fuera capaz de entender lo que el otro quería transmitirlo. O no quería. Pero dudaba eso último pues era un chico demasiado curioso como para quedarse con algo así, a medias, simplemente no podría, tendría que preguntarle al día siguiente y dudaba que el mayor pudiera recordar algo de esa conversación. Lo había visto en muchas películas, pero nunca había estado tan cerca de esa situación, así que no sabía cuánto de real tenía aquello. Pero una cosa estaba clara, lo sabría por la mañana, seguro. En cuento el otro se levantase con un resacón de narices, sabría si recordaba algo de la conversación tan extraña que estaban teniendo. Porque era raro estar hablando de café. ¿No podían hablar de caramelos, chupachups y otra clase de gominolas? De solo pensarlo, le daba hambre. Además, tenía mucho sueño y su capacidad de pensar estaba bastante reducida en esos momentos. Solo podía pensar en lo bien que se sentiría estar en la cama metidito en la misma, hecho bolita y cubierto hasta la cabeza. Pero no. Ahora se arrepentía de haberlo esperado. Si hubiera estado en la habitación, no le habría escuchado entrar y ahora no estarían los dos en aquella extraña situación. Pero, ¿a quién pretendía engañar? Realmente había extrañado su presencia en esa tarde, era curioso, pero parecía que tenía que tenerlo cerca de si para poder estar tranquilo.

Quien sabe, quizá la conversación iba por ese camino. Frunció el ceño, después de marearle con el tema, le decía que lo olvidase. —Está bien, me olvido del tema. —Se aseguró de tapar bien a su hyung con la manta. Seguramente se estaría comenzando a quedar frío, llevaban mucho tiempo allí, en mitad del salón y no era precisamente el sitio más cálido del mundo por esas fechas. Hizo un puchero, no podía creer que había fallado tratando de convencerle para que dejase el tema para el día siguiente. Quizá porque lo que tuviera que decirle era importante de verdad para el mayor y eso lo respetaría, o simplemente porque el mismo no iba a acordarse de eso por la mañana y de ahí la necesidad de decírselo ahora. Fuera cual fuese la razón, quería que le dijese ya, porque se estaba empezando a quedar dormido y si al final cerraba los ojos y no le escuchaba, estarían en las mismas que antes. —Vale, te escucho, pero se lo más claro que puedas, hyung, es demasiado tarde para que pueda entender a la primera lo que quieres decirme. —Se quejó, entretenido atusándole el pelo. Parecía un pequeño leoncito que se calmaba al acariciarle el cabello. Sonrió porque encontraba bastante tierno aquello, no podía evitarlo. Y su sonrisa se hizo más amplia al escuchar aquella afirmación, que le hizo sentir muy feliz porque también tenía sentimientos similares por Taehyung, adoraba pasar el rato con él, lo consideraba ya más que un amigo y sufría en su ausencia, como antes lo había hecho. —Yo también me siento muy a gusto a tu lado. Me encanta pasar el tiempo contigo aunque no hagamos nada. Eres el mejor hyung del mundo aunque me despiertes a las tantas de la mañana medio borracho. —Y río, quizá no era la mejor situación para decir aquello, pero estaba seguro de que a la larga quedaría como una pequeña broma, una anécdota entre ambos.

Su risa se cortó de golpe al sentir las manos ajenas posadas en sus mejillas. Podía notar como esa zona empezaba a ponerse de un pálido tono rosado y no era por nada. La situación resultaba un tanto comprometida. Si alguien los viese en ese momento, pensaría cualquier cosa extraña. Y encima no le estaba mirando a los ojos, si no más abajo. Podría estar loco, pero juraría que le estaba mirando los labios… Y ya cuando se acercó hacia él le quedo más que claro sus intenciones. —¿Taehyung? —Preguntó confundido. Es fruto de la borrachera, se decía. Pero no era esa la causa de que su corazón latiera a un ritmo acelerado o de que entrecerrase los ojos, como esperando porque sus labios se juntasen. No estaba pensando siquiera en nada, simplemente en alguna parte de su interior deseaba aquello y jamás se lo habría esperado, no se lo había planteado nunca, y ahora que se daba la situación, resulta que en el fondo lo deseaba. Y eso le resultaba demasiado confuso. Soltó todo el aire que había estado reteniendo inconscientemente de golpe cuando sintió el cuerpo del otro recargarse contra el suyo. Se estremeció y se le subieron totalmente los colores al escuchar esa confesión. De repente algo hizo click en su cabeza y lo vio todo tan claro como el agua. Le gusto, le gusto a Taehyung, le gusto de verdad. No sabía ni que decir ni tampoco que pensar. Quería creer que era una broma, pero sabía que no era así. Habían estado a punto de besarse, ¿cómo iba a ser una broma? Apenas podía formular nada coherente, se sentía en shock y soltaba pequeños murmullos que ni él comprendía. Se quiso apartar un poco para encararle, pero al verle se dio cuenta de que estaba plácidamente dormido en sus brazos. En otra situación probablemente le habría dado ternura aquello, pero no era esa. Salió de debajo de la manta y acomodo el cuerpo del mayor en el sofá, tapándole y colocando su cabeza bajo la almohada que inicialmente había usado. Fue a apartarle el cabello de la frente y se sintió en la tentación de darle un beso de buenas noches en la frente, pero de repente esas palabras aparecieron en su mente y le asustaron, por lo que optó por huir a su cama. Quizá dormir le ayudaría un poco a aclarar sus ideas.
Jeon Jung Kook
SWAG ADMIN

Mensajes : 224
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 19
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Kim Taehyung el Mar Dic 16, 2014 6:44 pm

Dormirse había sido fácil, al menos en el momento que se sintió contra el cuerpo de aquel chico y luego simplemente una vez cayó en los brazos de morfeo no se dio realmente cuenta de lo demás, se quedó en aquel sofá como si nada más importarse y era obvio, con la cantidad de alcohol ingerido daba igual cuan confundido estuviese o cuan nervioso hubiese estado al momento de casi besar al menor, no pensaba en nada y caía en coma parácticamente, por así decirlo. Sí, definitivamente dormirse fuelo fácil a pesar de que le diese vueltas la cabeza. En fin, no supo a que hora se acostó ni cuantas horas habían pasado desde entonces, pero en el momento de sentir que una mano le removía el cabello y una voz grave le llamaba ni siquiera tuvo la intención de despertar de buenas a primeras, escuchaba la alarma desde la habitación de los demás miembros, al parecer tenían que madrugar, seguramente para ensayar o para simplemente ponerse ya en pie para comenzar el día, tampoco es que pudiesen pasar el día entero durmiendo la verdad. Gruño, seguramente se trataba de alguien de staff quien le despertaba, quizás alguno de los que vivían también en aquel edificio, quienes se encargaban de llevarles y traerles o de hacerles el horario, quizás PD-Nim, la verdad es que ni se fijo, solo frunció el ceño y gruño.- Taehyung... ¿Qué haces durmiendo aquí? Vamos, despierta y ve a asearte, vaaaamos.... - Sintió entonces realmente molesta esa voz, le dolía horrible la cabeza y en esos momentos ni reconocía porque pero sí, al momento de asentir y apretar los ojos para estirar los brazos y desperezarse sintió el dolor en su costado que seguramente tendría un moratón ahora por la caída del día anterior y al frotarse un poco la tripa se sintió aquel plastico que hizo que se incorporara de golpe totalmente abriendo los ojos como platos y tapándose bien con la camiseta. -¡Ah! ¡Y-ya voy, ya estoy, ya! ¿Qué? ¿Qué pasó?- La verdad quien le había despertado solo negó con la cabeza, debían estar ya acostumbrado a sus formas raras de dormir y de despertar, de ser en sí, por lo que no pareció darse cuenta del motivo de su exaltación, lo cual era bueno, sin duda, pero aún así el chico se llevó una mano a la cabeza mientras se sentaba en el sofá y luego se llevó ambas manos a la cabeza para masajearse un poco. Ese dolor le iba a dar el día, lo veía venir… Qué estupidez.

Al final tenía que simplemente disimular, ¿no? ¿Hasta que punto sabía qué había pasado aquella noche? Seguramente se acordaría con el tiempo, pero en esos momentos tenía todas las lagunas que alguien resacoso podría tener al día siguiente. Se acordaba de que había salido con sus amigos y cuando fue a la habitación a por algo de ropa limpia simplemente sonrió mirando a sus compañeros que estaban igual despertándose. - ¡Buenos días, buenos días! ¡Despierten yaaa, que el sol asoma y hay que disfrutaaaar! ¡Ya habrá momento para descansar! - Canturreó como si nada, animado como siempre a pesar de que le doliese horrible la cabeza, la verdad es que nunca se le había dado tan mal actuar o hacer imitaciones y aunque se sentía como la mierda, tampoco quería amargar el día a nadie, pero tampoco se dio demasiado tiempo para que le notaran las ojeras o la mala cara, solo tomó la ropa y salió por dónde había venido. Una vez se dirigió al baño para ducharse y se quitó la ropa se acordó de que seguramente se había caído y desde luego se acordaba de aquel tatuaje, el cual se miró torciendo los labios y luego chasqueó la lengua, no recordaba si debía bañarse con aquella cosa de plástico o no, joder, que mala idea había sido hacerse un tatuaje borracho, pero más le frustraba aún saber lo que significaba pues ahora que estaba “despierto”, se daba cuenta de lo arriesgado que era y sinceramente no se acordaba de mucho más, se acordaba del menor… Pero no sabía si lo había visto, no recordaba si hablaron o qué hablaron. Confusión post borrachera, sin duda, un lio en su cabeza de aupa, pero negó y simplemente buscó ir a ducharse rápido, tratar de espabilarse un poco con el agua y luego poder cambiarse, aunque algo dentro le decía que algo no iba bien y no sabía decir exactamente el qué.

Una vez vestido se puso crema en la cara, la que solían ponerse para el cuidado de la piel y base para maquillaje, frotándose la cara en cuanto fue a la cocina para abrir la nevera y sacar un poco de leche, tomando un vaso y sirviéndose un poco para calmar el estómago, aunque la verdad es que ni hambre tenía. No fue hasta salir de ahí que se topó con el menor y por un momento se quedó paralizado, sintió un cosquilleo en el estómago que no podría explicar. En sí, se acordaba perfectamente de lo que sentía por JungKook, se acordaba de lo que significaba ese tatuaje, aunque de momento no realizaba el momento en el que le confesó eso mismo al menor y aunque le vio con cara de pocos amigos, la verdad es que solo pensó que había tenido algún choque tonto con Jimin o que estaba cansado, quizás en parte su culpa… ¿Tanto le había desvelado? En fin, daba igual, tampoco iba a comenzar a actuar distinto con el contrario muy a pesar de que el menor seguramente sí se acordaba de todo.- ¡Kookie! ¡Buenos días! -Se acercó al menos como si nada y le rodeo por los hombros con un brazo para atraerle hacía la cocina.

No era nada raro aquello, la verdad, siempre andaban juntos y eso siempre había sido así, no consideraba que lo mejor fuese actuar distinto y pues eran amigos, tampoco quería perder al contrario de aquella manera, pero sí debía hablar con él, arrastrándole prácticamente con una sonrisa cómplice en el rostro para poder estar los dos solos mientras los demás se duchaban y se comenzaban a vestir y demás, casi escuchaba de fondo a JHope cantando alguna canción de girlband, en la ducha. - Oye oye, ¿quieres zumo o leche? Ayer compraron zumo de frutas al parecer, está rico… -Mientras abría la nevera y luego tomaba el zumo para el menor se quedó un momento pensando y frotándose el cuello con una de sus manos, algo adolorido, pues se había quedado en el sofá y a saber que postura había llegado a tomar.- Ese sofá es muerte…. Por cierto… -Apretó un poco los labios y se llevó un momento su propio vaso a los labios para beber un poco.- Siento lo de ayer… Digo, despertarte y eso, creo que eras tú… ¡No digas nada! ¿Sí? -Rió y no, definitivamente su cabeza aún no lograba recordar cómo había acabado aquella noche, pero era consciente de que había despertado al contrario en algún momento y si recordaba mal entonces simplemente quedaría en una confusión e igualmente le pediría que no dijera nada o le diría que estaba hablando sobre algo que soñó o lo que fuera, por suerte tenía bastante imaginación.
Kim Taehyung
MALE IDOL

Mensajes : 103
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 21
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Jeon Jung Kook el Vie Dic 26, 2014 11:25 am

Giró de nuevo, haciéndose un ovillo entre las sábanas y suspiró con cansancio. No tenía ni la más remota idea de que hora sería y además el tiempo parecía avanzar a paso de caracol, lo cual le estaba empezando a desesperar y mucho. Quizá tenía demasiadas cosas en la cabeza como para poder conciliar el sueño, pero no podía evitarlo, esa misma noche habían sucedido demasiadas cosas y aún estaba intentando procesarlas todas. Era fácil de resumir, pero difícil de digerir. Le gustaba a Taehyung, no más ni menos. No era algo que escapase de su compresión. Él también había sentido gusto por la gente, pero nunca algo como eso. Incluso había tenido novia, ese no era el problema. Ambos eran hombres. Eso no estaba bien, así se lo habían enseñado. Y realmente él quería a Taehyung, pero simplemente estaba mal, no era lo correcto. Aunque los sentimientos del mayor parecían verdaderos. Incluso se había tatuado una K, como en su nombre. Sin olvidarse del beso. Sus mejillas ardieron por enésima vez en la noche. Se cubrió un poco más con las sábanas, tapándose el invisible sonrojo, después de todo, estaba oscuro y por las respiraciones tranquilas que escuchaba, los demás aún debían seguir durmiendo. Pero la vergüenza el solo pensar en aquello, su cabeza le daba vueltas a que hubiera pasado si los labios de ambos se hubieran juntado, ¿habría correspondido al beso o le habría apartado? Se vio a sí mismo besándose con el mayor y realmente ese simple pensamiento le asustaba. ¿Sentía algo por él? Realmente quería mucho a TaeTae, pero todo el asunto le tenía muy confundido y no sabía qué hacer. Volvió a girarse, preguntándose si podría dormir en lo que quedaba de noche y deseando con todas sus fuerzas que todo aquello solo fuera un mal sueño. Porque sabía que le sería difícil estar con el alíen después de aquello.

Abrazó con fuerza a su almohada. Tenía ganas de llorar, más de agotamiento y desesperación que de cualquier otra cosa. Odiaba no dormir, y eso que su horario no les dejaba demasiado descansado a ninguno, pero mejor un par de horitas que nada. Además, se había desvelado por la noche y eso era peor. Definitivamente se levantaría con un humor de perros e iba a estar insoportable durante todo el día, pero casi que le daba igual, mataría con la mirada al que se quejase y ya. Sería el maknae, pero a veces podía dar miedo si se lo proponía. Oyó un estruendo y la puerta de la habitación compartida por los siete se abrió. Oh, por ahí entraba el dueño de sus pensamientos. —Cállate, hyung pesado. —Murmuró con voz queda, más para sí mismo que nada. Se tapó la cabeza con la almohada, ganas le daban de tirársela a la cabeza, pero delataría así el hecho de estar despierto y aún no se sentía preparado para enfrentarse a él. Ni ahora, ni nunca. Pero no podría evitarle para siempre, ¿o sí? Adoraba pasar tiempo con él, pero no estaba seguro de que fuera sentirse cómodo todavía. Dicen que el tiempo cura todas las heridas, la cuestión era ¿cuándo? ¿Cuándo iba a dejar de pensar en todas esas cosas que había descubierto aquella noche y seguir como si nada pasara? Se le hacía demasiado  complicado el siquiera pensar la posibilidad de que ambos pudieran estar bien. Oh, realmente parecía una película barata, donde el protagonista se enamora de su mejor amigo o amiga y al confesarlo, se rompe la amistad entre ellos. Aunque muchas veces esas historias acababan en un final feliz, sentía que la suya tenía un futuro bastante oscuro y turbulento. Suspiró, aquello iba a ser difícil de lidiar para él, pues era muy joven y casi del tipo que huiría de problemas amorosos. Quizá huir era una buena opción, sonaba bien, pero sabía que no era viable. Siempre estaban juntos, y además, los demás lo notarían si se empezaban a distanciar y preguntarían. Y no quería que nadie más supiera de eso, pues sería un problema para ambos.

Al final optó por levantarse de la cama. La habitación se tambaleó delante de sus ojos y aunque se frotó los mismos y sacudió la cabeza, la sensación de mareo seguía allí, persistente. Seguramente se debía al hecho de no haber descansado nada aquella noche. Se dirigió hacia la cocina, sus pies se movían solos hacia esa dirección, porque a pesar de no tener nada de hambre, notaba su garganta demasiado seca para su gusto. Y quiso chillar cuando llegó a aquella habitación, porque allí estaba su tormento. No supo que cara poner, así que intentó parecer lo más neutral posible en la mañana. Cara de sueño y gesto molesto de no haber dormido lo suficiente. Si, deberían darle el óscar al mejor actor de ese año. Solo tenía que entrar, tomarse un vaso de agua y meterse al baño a darse una larga ducha hasta que alguien tocase la puerta y le echase de allí. Sonaba bien en su cabeza. Pero las cosas nunca salen como uno quiere, y así se encontró entre los brazos ajenos, como siempre. Su cuerpo se tensó por instinto, era tan injusto todo. Él con todos los recuerdos de la noche anterior y el mayor lo había olvidado todo, como si nunca hubiera pasado nada. ¿Seguro que no lo había soñado? No, no lo había hecho, el propio Taehyung se lo confirmó al rato. —No he dicho ni diré nada, no soy así hyung. —Dijo en un tono seco, algo cortante, pero no podía controlarlo. —No tengo hambre, comeré luego. Solo vine a por un vaso de agua. —Y dicho aquello, escapó de sus brazos y se dirigió hacia su objetivo. Sentía la mirada ajena mientras bebía, pero trataba de ignorarlo lo mejor posible. Su corazón latía rápido y sonrojarse no ayudaría a la situación, así que cuando terminó su cometido, salió casi corriendo hacia el baño, encerrándose allí y llevando una mano al pecho para tratar de controlar sus latidos. El aire se sentía caliente y con una leve fragancia a champú, seguramente su hyung se bañó ya y aun no se había disipado todo el calor que dejó. Se apoyó contra la pared y deslizó el cuerpo hacía el suelo, sentándose y abrazó sus rodillas, apoyando la cabeza en las mismas. Quería llorar. ¿Qué iba a hacer ahora?


Tema finalizado
Jeon Jung Kook
SWAG ADMIN

Mensajes : 224
Fecha de inscripción : 04/07/2014
Edad : 19
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm a little drunk and i need you now [JungKook]

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 3:12 am

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 :: seoul :: viviendas

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.